Nacionales
@saganews
Institucionales Nacionales Internacionales
     

JIRCAS (Japan International Research Center for Agricultural Sciences) está financiando un proyecto internacional de investigación de la roya de la soja en Sudamérica desde hace 10 años.

El Dr. Masayasu Kato, del JIRCAS (Japan International Research Center for Agricultural Sciences), llegó para reunirse con el Dr. Antonio Ivancovich, de la EEA Pergamino con la finalidad de analizar los resultados de las actividades llevadas a cabo dentro del marco del convenio INTA-JIRCAS y de planificar actividades para un nuevo acuerdo para trabajar en enfermedades de soja en Argentina y Sudamérica.

Kato fue recibido por la directora interina de la Experimental, Nora Mancuso quien llegó acompañada por quien asumirá como director de la Experimental Pergamino, a partir de Febrero de 2015, Omar Scheneiter.

Luego de mantener una extensa charla, el visitante, junto a Antonio Ivancovich, recorrieron el sector de Fitopatología del INTA Pergamino y posteriormente visitaron ensayos emplazados en la Experimental.

A una década del acuerdo

JIRCAS (Japan International Research Center for Agricultural Sciences) está financiando un proyecto internacional de investigación de la roya de la soja en Sudamérica desde hace 10 años. Del mismo participan investigadores de Japón, Brasil, Uruguay, Paraguay y Argentina, con Ivancovich, como referente nacional y con participantes del INTA Cerro Azul de Misiones.

El proyecto estudia la variabilidad patogénica del agente causal de la roya en Sudamérica y comprendió inicialmente dos períodos de cinco años, que se completarán durante el próximo año 2015. Los resultados generados por el proyecto fueron presentados en numerosos congresos internacionales y publicados en revistas de investigación de prestigio internacional.

A futuro

Antes de terminar el día Kato, japonés radicado actualmente en Londrina, Brasil donde JIRCAS tiene su centro de operaciones para Sudamérica, comentó que luego de tanto camino andado “la primera conclusión es que existe una gran diversidad dentro del patógeno que causa la roya de la soja en Sudamérica”.

De cara al futuro, y con los resultados obtenidos, ya se ha comenzado a trabajar en la creación de resistencia genética, en la creación de variedades para lo cual necesita apoyo de los patólogos para poder determinar qué tipo de resistencia es necesaria teniendo en cuenta que eso es lo que varía según cada lugar.

Actualmente Jircas está planificando la ejecución de un nuevo acuerdo con la Unidad Integrada INTA-UNNOBA, anexando tres países más al proyecto, México, Bolivia y Tanzania.

En ese sentido, Kato comentó que “Este nuevo proyecto incluirá dos enfermedades de soja, la podredumbre carbonosa, causada por el hongo Macrophomina phaseolina y el tizón por Cercospora, causado por el hongo Cercospora kikuchii”.

Esta nueva etapa de investigación se basará en estudios epidemiológicos, morfológicos y moleculares de los mencionados agentes en Sudamérica, incluyendo además actividades de entrenamiento de todos los colaboradores del proyecto en distintos países, Japón, Brasil y Argentina, que serán conducidos por los referentes internacionales en fitopatología de los países mencionados.

Más proyectos

“Estamos contentos hemos obtenidos buenos resultados en lo patológico y en la parte de genética, no se puede separar una cosa de la otra, hemos contado con un gran colaboración de los técnicos de INTA” decía el Dr. Kato antes de volver a Brasil, con la seguridad que por delante quedarán muchos años más de trabajos conjuntos.

Para Japón estos trabajos son centrales porque como bien los explicó el especialista, “Japón consume mucha soja y necesitamos que Sudamérica siga produciendo en forma eficiente cada vez más”.

Fuente: Agrositio





Publicaciones


Más información:

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.